La central se encargó del mejoramiento de los senderos peatonales que lo conectan con el tranvía, para llegar desde cualquier punto del valle de Aburrá.

El sendero peatonal que conecta a la estación Miraflores con La Central es un agradable recorrido por el parque aledaño a la placa polideportiva de este sector, que en menos de cinco minutos desemboca en la entrada peatonal del costado norte de La Central, denominada Tranvía por obvias razones.
El proyecto realizó una inversión cercana a los 300 millones de pesos para el mejoramiento del entorno en este sendero, contó Juan Guillermo Urrea, interventor.
Aunque la estación Miraflores es la más cercana, la estación Buenos Aires también es otra opción de destino, y desde allí se puede caminar hasta la calle Ayacucho, en el sector conocido como Las Mellizas.

Un vagón antiguo del tranvía decorará la entrada

Evocando la nostalgia del antiguo modo de transporte que tenía Medellín, y fortaleciendo la conexión que el Centro Comercial tendrá con el actual tranvía, en una de las entradas peatonales sobre Ayacucho estará ubicado un vagón del tranvía antiguo que sirvió a la ciudad entre los años 20 y 50 del siglo XX.
Flavio Escobar, presidente de la Fundación Museo del Transporte, con-firmó que el vagón, de fabricación americana, fue rescatado de una finca en el municipio de Caldas donde estuvo resguardado por cerca de 60 años; la entidad lo adquirió y lo restauró, y ahora estará decorando la entrada peatonal de La Central.
El vagón tiene un largo de 20 metros y dos de ancho, con 2,20 de altura.

El recorrido

Una vez el pasajero se baja en la estación Miraflores, debe tomar unas escaleras que lo llevarán directamente al Centro Comercial, pasando antes por la placa polideportiva.
El Centro Comercial intervino las escaleras con una ampliación que incluyó la instalación de unos pasamanos y unas luminarias, además de unas bancas para el disfrute de la comunidad.
Luis Fernando Zapata, director de proyectos de Muros y techos S.A., agregó que la intervención incluyó “el cambio de alcantarillado y las mallas de una cancha de microfútbol. En los senderos arreglamos las jardineras, y nos preocupamos de que los acabados fueran perfectos para beneficio de la gente”.
Para La Central, coincidieron Juan Guillermo Urrea y Luis Fernando Zapata, el tranvía es muy importante pues saben de lo valioso que es para el transporte de la comunidad aledaña, la misma que se verá beneficiada con la oferta comercial y de entretenimiento del Centro Comercial.
Por eso la preocupación por la conexión con este sistema, y el motivo por el cual se hicieron las obras que les representan calidad de vida a sus ve-cinos y sus clientes.
Tan importante es el tranvía, que el Centro Comercial dispondrá de un vagón del antiguo sistema que se movía por la ciudad en una de sus entradas, para evocar la nostalgia de sus visitantes. Otro motivo más para la visita.

Futuro metrocable

En la estación Miraflores funcionará la futura línea M del Metrocable, que conectará con las estación El Pinal y 13 de Noviembre, ampliando así la zona de influencia del Centro Comercial.
Se estima que esta línea entre en ope-ración en el segundo semestre de 2018.

“Cambiamos el ambiente del sector, nos preocupamos porque la gente lo notara”